Reconocen labor docente de médicos

De WikiNoticias UANL

20 de octubre de 2009

La Universidad Autónoma de Nuevo León reconoció la labor docente de 53 profesores de la Facultad de Medicina y entregó la Medalla Venera "Gonzalitos", en víspera del Día del Médico.

Como parte de la celebración del Día del Médico, el 23 de octubre, fueron distinguidos con la Medalla Venera “Gonzalitos”, los doctores Hernán Solís Garza, Luis Macías Villarreal, Isaura Guillermo González Pico Aguilar y Aurelio Tovar de la Cruz, maestros jubilados de la Facultad de Medicina de la UANL.

En ceremonia que se realizó el día 19 de octubre de 2009, también se hizo un reconocimiento público a los maestros que han dedicado 10, 15, 20, 25, 30, 35, 40, 45 y 50 años de su vida a enseñar la medicina a las generaciones de universitarios; encabezó esta ceremonia el doctor Jesús Ancer Rodríguez, Secretario General en funciones de Rector.

Así, un grupo de 53 profesores de Medicina fueron homenajeados por su fructífera labor docente en las aulas universitarias, por lo que recibieron un diploma y un fistol conmemorativo, que fueron entregados por el doctor Donato Saldívar Rodríguez, Director de la Facultad de Medicina y Hospital Universitario “José Eleuterio González”.

RECIBEN MÉDICOS RECONOCIMIENTO

El doctor Ramiro Díaz Alanís se llevó las palmas de los reunidos en el gran salón del Club Industrial, cuando se pronunció su nombre y la antigüedad que celebra como docente de la Facultad de Medicina en la víspera del Día del Médico: 50 años.

Orgullosamente se levantó de su lugar y acudió a recibir el diploma y el fistol de su alma máter; a él le antecedieron 52 profesores más que día con día acuden a las aulas universitarias para formar a las nuevas generaciones de profesionales en Medicina.

“Hoy reconocemos en el médico su capacidad de servicio y de docencia, aunque se premia a los maestros con cierta antigüedad, la verdad es que cada maestro debe ser reconocido sin importar el tiempo que tiene en la cátedra; cuando la institución tiene una historia digna no es más que el fruto de los hombres que nos han antecedido, en particular nuestros maestros”, dijo el doctor Donato Saldívar.

El directivo dijo que la planta educativa es la razón primaria de la existencia de cualquier institución de enseñanza, porque llegó antes de que los edificios se construyeran y la obra surgió luego de las ideas sostenidas por estos hombres y mujeres distinguidas.

“Los 150 años de nuestra Facultad de Medicina está plena de maestros de buena voluntad, preñados de ideas y proyectos y entre ellos sobresale el benemérito fundador: José Eleuterio González; sin ese inicio, podríamos decir que no habría historia que contar”, expresó Saldívar Rodríguez.

El doctor Jesús Ancer Rodríguez, Secretario General en funciones de Rector, dijo en su mensaje que en la historia de la Universidad, la Facultad de Medicina ha jugado un papel importante y ha coadyuvado en su engrandecimiento.

“Siglo y medio después son pocos, nos queda mucho por transcurrir, es el primer siglo y medio; esperemos que nuestra institución siga rindiendo cuentas claras como hoy lo hace. Que viva mi Facultad de Medicina y mi Hospital Universitario”, concluyó.


Herramientas personales