Perpetúan a compositores de Nuevo León

De WikiNoticias UANL

21 de agosto de 2008

La Orquesta Sinfónica de la UANL realiza un tributo a los “Compositores de Nuevo León”, mediante la grabación de un disco triple que se presentará en concierto gratuito este jueves 21 de agosto de 2008, a las 20:30 horas, en el Teatro de la Ciudad de Monterrey.

Los sueños se convierten en realidad poniéndoles acción y amor, eso es indudable. “Compositores de Nuevo León”, el nuevo álbum de la Orquesta Sinfónica de la Universidad Autónoma de Nuevo León (OSUANL) es un claro ejemplo.

Una recopilación de obras que empezó en 1991 con la llegada de Félix Carrasco a la dirección de la OSUANL y pasó a los estudios de grabación en el 2004, pero se hizo palpable cuatro años después en un disco triple que conjunta a trece compositores y dieciséis obras en una “muestra enciclopédica con las corrientes y tendencias que ha tenido la composición de Monterrey y sus alrededores”.

Su salida al mercado, gracias a la colaboración de la Universidad Autónoma de Nuevo León, el Gobierno del Estado de Nuevo León y el Consejo para la Cultura y las Artes del Estado, es la personificación de “un sueño largamente perseguido”, señala Carrasco.

El disco de tendencia nacionalista sería presentado el jueves 21 de agosto de 2008 a las 20:30 horas en el Teatro de la Ciudad con un concierto gratuito donde se interpretarán varias de las obras que incluye.

A su vez, la producción es un homenaje a compositores que se han arraigado en el corazón regiomontano, entre los que figuran José Luis Wario, Silvino Jaramillo, José Hernández Gama, Joaquín Flores, Leandro Espinoza, Gabriel González Meléndez, Radko Tichavsky y Arturo Rodríguez.

En el transcurso del concierto habrá estrenos mundiales como “Feria” de la autoría de Gabriel González Meléndez, “Adagio” de Leandro Espinoza y “Macahuehuetl”, inspiración de Joaquín Flores.

De José Luis Wario se interpretará “Comala y la Media Luna”, obra que ganó el concurso de composición de la Facultad de Música de la UANL en 1993 y que hace alusión a cuatro pasajes de la novela “Pedro Páramo” del escritor mexicano Juan Rulfo.

“La música si no se hace, no existe”, asegura el director de la OSUANL. Es por esto que “Compositores de Nuevo León” es un legado histórico-musical de regiomontanos que ha hecho una aportación significativa a la música mexicana, es un homenaje que permite que su creación no quede en el olvido.

“Nuevo León alberga grandes talentos compositores, ojalá esto sirva para que no pierdan la esperanza en que sí hay un futuro para ellos”, concluyó Carrasco.

FORÁNEOS QUE SON REGIOS

El nuevo disco de la OSUANL está lleno de peculiaridades, es un documento musical completamente heterogéneo. En él se plasma el trabajo de trece compositores, cada uno con estilo diferente, incluso de diferentes partes de la República Mexicana, pero establecidos en Nuevo León y considerados regiomontanos.

Oriundos de Jalisco, Tamaulipas, Estado de México, y de República Checa, como es el caso de Radko Tichavsky, con su música han enriquecido musicalmente a Monterrey, conjuntando arte e industria.

Monterrey, una ciudad trabajadora, de obreros y fábricas, no tiene una tradición musical arraigada, explica Félix Carrasco. “Si bien hubo compositores desde la época colonial, no hay documentos que sobrevivan, ya que fue una ciudad que no necesitaba de artistas y éstos llegaron cuando hubo la necesidad de buscar más allá del pan de cada día”.

“Nadie vive de la composición en México”, señaló José Luis Wario en conferencia de prensa. “La mayoría llegamos a la ciudad del acero para sobrevivir, nos convertimos en maestros, pero nunca dejamos de lado esa inquietud de hacer algo musical de trascendencia que nos proporcionara una satisfacción profesional, lejos de la económica”.

¡Jaliscienses, tamaulipecos, mexiquenses, checos, pero todos regiomontanos!

Herramientas personales