Lucha contra la obesidad infantil y adolescente

De WikiNoticias UANL

30 de octubre de 2006

La alimentación es una condición determinante en la calidad de vida del individuo.

La alimentación es una condición determinante en la calidad de vida del individuo por lo que resulta de suma importancia la formación de hábitos positivos desde la infancia.

Según estadísticas, durante el año 2000 en Nuevo León 21.57% de la población menor de cinco años sufría obesidad, mientras que 18.60% desnutrición.

A fin de proteger a una población tan vulnerable como la escolar, la Facultad de Salud Pública y Nutrición de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) en coordinación con la Secretaría de Educación Pública ofreció el Tercer Diplomado en Nutrición y Salud en el Niño y el Adolescente.

Estaba sustentado en un trabajo de investigación llevado a cabo por la facultad entre los años 2004 y 2005, a través de la participación de estudiantes y el apoyo financiero del municipio de Apodaca, para valuar en 57 escuelas los factores que podrían estar condicionando su nivel de bienestar como el estado nutricio de los estudiantes, las condiciones de las cooperativas escolares, estilos de vida en casa y escuela y la práctica de algún deporte.

Los resultados arrojaron que tres de cada diez niños cargaban con un cierto grado de sobrepeso u obesidad, problema causado por el sedentarismo y malos hábitos alimenticios como privilegiar el consumo grasas y azúcares”, comentó la maestra Yolanda Garza, directora de la dependencia.

“Estamos a una etapa pertinente para apoyar esta lucha contra la obesidad del niño y el adolescente autoridades académicas de la SEP, los maestros que trabajan en las primarias, los padres de familia y la UANL con un grupo de profesores”.

El diplomado estaba dirigido a maestros de nivel preescolar, primaria y secundaria de la Secretaría de Educación de Nuevo León, con el objetivo principal de identificar la alimentación correcta del escolar y factores de riesgo a fin de implementar acciones que contribuyan a prevenir y/o mejorar la salud.

“Surge como una estrategia que la Universidad ofrece para proporcionar a maestros conocimientos sobre una correcta alimentación de manera que la incluyan dentro de sus clases.

“La idea es que esta información no sólo sea de utilidad durante la educación básica de los niños, sino a lo largo de su vida, cuando sean adultos y formen sus propias familias transmitan una buena formación de hábitos alimenticios”, agregó.

El diplomado estaba conformado por cinco módulos, uno cada quince días durante cuatro horas, iniciados en septiembre de 2006 y que concluían en febrero de 2007, abarcando el estudio de 12 temas relacionados con nutrición y salud; nutrición en el niño y el adolescente; detección oportuna de factores de riesgo, patología en la alimentación; buenas prácticas de higiene en el manejo de los alimentos y vigilancia epidemiológica de la nutrición.

La planta docente de escuelas públicas y privadas, se había mostrado interesada en mejorar sus conocimientos sobre alimentación y nutrición, por lo que hacían un esfuerzo adicional a su trabajo diario al dedicar algo de su tiempo en asistir y escuchar estas charlas.

En los diplomados anteriores se había contado con la participación de 375 maestros, quienes reconociendo la escasa o nula disponibilidad de los alimentos saludables en sus escuelas, habían propuesto implementar estrategias prioritarias de intervención que contribuyeran y fundamentaran la importancia de proporcionar alimentos saludables en esta etapa de la vida y en este segmento de la población nuevoleonesa.

Fuera del diplomado tenían la encomienda de desarrollar una serie de actividades como murales, pláticas con alumnos y padres de familia y material didáctico.

Al mismo tiempo se había realizado una labor adicional de publicidad orientada a la alimentación saludable y la importancia del desayuno, por medio de la impresión de 5,524 póster alusivos patrocinados por Sigma Alimentos, colocados en igual número de escuelas.

Entre los consejos básicos para un mejor rendimiento escolar es que los niños acudan a la escuela desayunados incluyendo leche, cereal y una fruta, para recibir las energías necesarias para desarrollar las actividades del resto de la mañana.

Este diplomado coincide con los objetivos del Programa Intersectorial de Educación Saludables (PIES) de la Secretaría de Salud y la Secretaría de Educación que expresa de la salud del escolar como un proceso integral que requiere para alcanzarla de una intervención multidisciplinaria, que elabore acciones de educación para la salud, promoción de ambientes escolares saludables y seguros que procuren amplia participación social y ofrezcan cambios radicales en pro de la calidad de vida de los miembros de la comunidad educativa.

Herramientas personales