La música es el futuro de la humanidad

De WikiNoticias UANL

3 de marzo de 2011

Frente a las condiciones actuales de incertidumbre entre la población, el maestro Patricio Aizaga comentó que la cultura y el arte son fundamentales para la sociedad.

La Orquesta Sinfónica de la Universidad Autónoma de Nuevo León ofreció el jueves 3 de marzo, en el Teatro del Campus Mederos, el sexto programa de la primera serie de conciertos de la Temporada 2011, con la presencia de figuras internacionales.

Como director huésped del ensamble universitario estuvo el maestro Patricio Aizaga, presidente de la Fundación Orquesta Sinfónica Juvenil del Ecuador (FOSJE) y director de la Orquesta Filarmónica de Ecuador.

Asimismo, la OSUANL estuvo acompañada de Giampiero Sobrino, clarinetista italiano graduado con honores del Conservatorio de Alessandria, quien ha destacado por sus solos en la Orquesta Sinfónica de la RAI (Radio Audizioni Italia), y la Orquesta Filarmónica.

En su primera presentación artística en la ciudad de Monterrey, el director ecuatoriano comentó “La Divina Comedia”, es una sinfonía compleja, pero bella.

“Vamos a ofrecer un programa muy hermoso; tenemos una selección de obras magnificas como el Adagio de Albinoni, para cuerdas y órganos, siendo ésta una obra esencial en el repertorio de todas las orquestas del mundo.

“Nos han invitado indistintamente, el maestro (Giampiero) tiene una carrera internacional muy activa y ha sido una feliz coincidencia trabajar juntos; anteriormente he dirigido en el Distrito Federal pero estoy muy contento de estar aquí con una magnífica orquesta”, comentó el músico sudamericano.

El sexto programa constó de tres obras musicales: inició con Adagio para cuerdas y órgano de Albinoni-Giazotto; continuó con el Concierto para clarinete no.1 de Weber y concluyó con la Sinfonía de Dante de Liszt, con los movimientos Infierno, Purgatorio y Magnificat.

El Coro Femenil de Monterrey participó en Magnificat, interpretando fuera del escenario otorgando un efecto acústico que se asemejó al canto de los ángeles, dirigidas por Juan David Flores.

Con un acento italiano proveniente de sus raíces, Sobrino destacó el tono suave y virtuoso que el clarinete otorgó a una obra fuerte y cruda como lo es Dante, destacando el romanticismo en la misma y agradeciendo la invitación por parte de la UANL.

“Es un gran honor participar en la invitación de la Universidad, espero en un futuro seguir contando con la colaboración”, agregó el músico europeo.

Frente a las condiciones de incertidumbre por los problemas de inseguridad, Aizaga comentó que la cultura y el arte son fundamentales para la sociedad y agradeció a la comunidad regiomontana asistir al concierto del jueves 3 de marzo de 2011, en el Teatro Universitario.

“Creo que la música es el futuro de la humanidad; estamos viviendo momentos en donde vemos más problemas; estamos pensando en lo material únicamente y el mirar hacia dentro es importante, la música es lo que hace es mirar hacia adentro”, apuntó el director ecuatoriano.

Herramientas personales