La empresa es una gran responsabilidad social

De WikiNoticias UANL

9 de mayo de 2008

Carlos Kasuga Osaka, Presidente del Consejo Directivo de Yakult, participó en la última jornada del X Simposio Internacional de Negocios “The Tenth Step” donde impartió la conferencia "Calidad y Productividad al Estilo Japonés aplicado a la Pequeña y Medina Empresa en México".

Este 9 de mayo de 2008, Carlos Kasuga Osaka, Presidente del Consejo Directivo de Yakult, exhortó a los estudiantes universitarios a sentirse orgullosos de haber nacido en México, de sus costumbres, sus raíces, sus alimentos, su cultura y todos los valores, porque con ello pueden sacar adelante al país.

La participación de este empresario de éxito, hijo de inmigrantes japoneses, se realizó en el marco del X Simposio Internacional de Negocios “The Tenth Step” 2008 donde impartió la conferencia "Calidad y Productividad al Estilo Japonés aplicado a la Pequeña y Medina Empresa en México".

“Todo lo que les he dicho es a largo plazo”, refirió antes de concluir su ponencia, “porque nada se logra de la noche a la mañana; se necesita mucha pasión, mucho espíritu y éste es como una batería de automóvil, debe estar siempre cargada en forma positiva”, expuso en el auditorio “Gumersindo Cantú Hinojosa”.

COMPARTE EL SECRETO DE SU ÉXITO

De entrada, Carlos Kasuga dejó claro que hay que prepararse para atacar la ignorancia y saber trabajar bajo conceptos de calidad, no sólo en lo profesional, sino también en lo personal, porque México necesita formar gente triunfadora, que se le ame, que se le respete en los hogares, los centros de estudio y de trabajo.

Luego enumeró, desde su punto de vista, los tres problemas de México: el no ser autosuficientes en la cuestión alimentaria, adolecemos de una educación básica de excelencia y no se defiende el trabajo.

“Estamos haciendo que el campesino abandone sus tierras, hay una crisis alimentaria y nuestro México está perdiendo su libertad a partir de este problema, porque si no hay autosuficiencia alimentaria vamos a tener que obedecer al que nos dé de comer”, argumentó Kasuga e hizo referencia en este punto al muro fronterizo.

Enfatizó en que se si quiere tener libertad es necesario proteger al productor primario, porque en este siglo es sabido que faltará agua y alimentos.

Respecto al problema de la educación, Kasuga lamentó que en México los maestros de educación básica sean tan mal pagados y lo peor es que actualmente los niños no quieren ser maestros.

“Japón cuando se devastó durante la segunda guerra mundial pudo resurgir porque su educación básica estaba bien enraizada; hasta este 2008, el maestro es el mejor pagado, porque estos profesores son los que están construyendo el Japón del año 2050”, precisó.

Y en referencia a la defensa del trabajo, Kasuga pidió a los jóvenes a comprar productos hechos en México, porque cuando el mexicano compra mercancía de extranjeros, contribuye al cierre de las fábricas de este país.

“Además el Tratado de Libre Comercio es un fiasco, lo que sucede realmente es que Estados Unidos hace sus productos en China, lo trae a la Unión Americana y la mercancía defectuosa, fuera de temporada o que está por caducar es la que nos llega a México”, advirtió.

Exhortó a los futuros empresarios a trabajar para sacar adelante a México, que es un país rico en mano de obra de excelencia; luego los conminó a soñar con tener una empresa y les dio consejos para que logren poco a poco el éxito.

“Pero eso sí, la empresa es una gran responsabilidad social y no les pertenece, la empresa es del capital, los trabajadores, proveedores y clientes, por eso es importante que no consideren como propia”, dijo Carlos Kasuga.

El empresario invitado por la Facultad de Contaduría Pública y Administración (FACPYA), aseguró que un día a la semana se va a cenar a la casa de alguno de sus empleados y así conoce de primera mano sus angustias o carencias.

“No tienen seguridad laboral y sueldo moral, que siempre es más importante que el sueldo económico”, expuso.

Herramientas personales