Estrena Facultad de Música ingeniosa obra musical

De WikiNoticias UANL

18 de octubre de 2006

“Los Últimos 5 Años”, pieza de teatro musical.

Al pensar en teatro musical, se nos viene a la mente obras tales como Jesucristo Superestrella, José el Soñador, Los Miserables, por mencionar algunas, y visualizamos fastuosos escenarios, enormes compañías y grandes producciones, pero, ¿puede usted pensar en un musical realizado con solo dos personas?

“Los Últimos 5 Años” es una ingeniosa pieza de teatro musical contemporáneo del compositor Jason Robert Brown, ganador del premio Tony, máxima presea entregada al teatro neoyorquino. Este musical ha sido presentado en infinidad de países e idiomas (Japón, Australia, Alemania, España –en una versión en catalán-) y fue presentada en su estreno mundial en español el pasado 8 de octubre de 2006 en el Patio Central de Museo Metropolitano de Monterrey, ante una gran asistencia.

Bajo la producción y dirección de Jaime Lozano, “Los Últimos 5 Años” cuenta la historia de amor y desamor de una pareja con una estructura poco convencional: ella cuenta la historia desde el final de la relación para terminar en el principio, y él, al contrario, cuenta la historia desde el principio para terminar al final de ésta. Tenemos así conforme a la propuesta del director, números musicales a manera de monólogos intercalándose uno con otro y únicamente vemos juntos a los actores en la mitad de la obra para después volverse a separar.

Lozano nos mostró su experiencia en la dirección de musicales y nos presentó una obra con todas sus variables controladas a detalle: un escenario blanco y pulcro en forma de pasarela ubicado en el centro del museo sobre el cual podemos ver dos racks de vestuario y 12 cubos en diferentes colores los cuales son utilizados por los actores para crear las diversas escenografías y lugares de acción, ayudados por algunos elementos de utilería sacados “mágicamente” de dichos cubos y cambios sutiles de vestuario realizados sobre el mismo escenario.

El concepto y la dirección de Lozano demostraban su dominio en este arte, pero a la vez exigía aún más de sus actores al incrementar las variables de las que tenían que estar conscientes y tener a la perfección, ya que además de actuar, cantar y saberse los textos, debían de saber las posiciones en que debían acomodar los cubos para cada escena y qué se encontraba dentro de cada cubo para lograr hacer un montaje dinámico y a buen ritmo.

Los actores Paloma Cordero y Luis Arrambide (alumnos de la Escuela de Teatro y la Facultad de Música respectivamente) sobresalieron por su gran calidad vocal e interpretativa, apreciándose un arduo trabajo de ensayos y una preparación a detalle tanto actoral como musicalmente. La música fue ejecutada magistralmente por un grupo de cámara ubicado en el mismo patio central.

Así pues, “Los Últimos 5 Años” nos presentó una muestra del talento, esfuerzo y trabajo que realiza nuestra comunidad universitaria, a la altura de cualquier producción profesional.

JAIME LOZANO

A lo largo de 7 años, Jaime Lozano había producido, dirigido y adaptado diversos musicales, y éstos habían servido de semillero y escaparate para más de 500 jóvenes de diversas Facultades de la Universidad Autónoma de Nuevo León que habían participado en sus espectáculos, los cuales habían sido vistos por cerca de siete mil personas. Entonces, próximo a graduarse de su Licenciatura en Música y Composición en la Facultad de Música, Lozano deseaba seguir preparándose para lo cual buscaba realizar su maestría en teatro musical en la Tisch School of the Arts de la New York University y poder regresar a esta ciudad aportando a la cultura y el teatro regiomontano.

“El teatro musical es mi pasión, es algo en lo que no puedo dejar de pensar, ni dejar de hacer. Lo amo con sus defectos y sus virtudes…” dice, y espera ser partícipe del crecimiento artístico de nuestra localidad y de nuestra Universidad.

“La Universidad es mi casa, siempre me ha apoyado en todos mis proyectos, al igual creo que yo he aportado algo a ella con cada una de mis puestas. Se que es un vínculo que durará por siempre y espero poder seguir contribuyendo a esto”.

Herramientas personales