Entra reforma del bachillerato a su parte medular

De WikiNoticias UANL

15 de febrero de 2006

La Dirección de Estudios de Nivel Medio Superior llevaba un avance muy significativo en el rediseño de los programas y los libros de texto.

Al iniciar el segundo semestre de la reforma en el nivel medio superior, la Dirección de Estudios de Nivel Medio Superior llevaba un avance muy significativo en el rediseño de los programas y los libros de texto.

Todos los días habían trabajado en reuniones maestros y coordinadores de las preparatorias sobre las nuevas materias y libros que entraban en vigor con la reforma en el primer semestre de 2006.

En ello cabe destacar que tanto el libro de Inglés como el de Artes y Humanidades fueron completamente elaborados en la Universidad y, en el segundo de los casos, sustituía un libro que tenía doce años y que, en opinión de la entonces subdirectora académica, la maestra María Guadalupe Idolina Leal Lozano, “no era la mejor manera de inducir al estudiante a la investigación”.

De acuerdo con las sugerencias surgidas en el primer semestre, la construcción de la calificación quedó con los siguientes valores: 20 puntos para los indicativos (10 cada uno), 50 para los parciales y 30 para la diaria.

Pero este proyecto integral continuó, el siguiente reto para 2006 fue el rediseño de programas y elaboración de textos para tercero y cuarto semestre, parte medular de la reforma que entraría en vigor a partir de agosto de 2006, algunas completamente nuevas, entre ellas Etimologías y Filosofía.

“Todos los programas y textos deberán reelaborarse con el enfoque centrado en el aprendizaje”, explicó Leal Lozano.

Estos son Matemáticas III y IV, Comunicación y Lenguaje III y IV, Física III y IV, Inglés III y IV, Filosofía I, Ciencias Sociales II, Artes y Humanidades II, Laboratorio de Matemáticas, Etimologías I y II, Tecnologías de la Comunicación e Información (TCI) III y IV, Problemas Éticos del Mundo Actual I, Orientación Vocacional e Información Profesional y Cultura Física y Salud III y IV.

“En cuanto a la materia de TCI la idea es que se trabaje completamente en plataforma pero dentro de la escuela, en horas de clases, esto, aparte de permitir al alumno conocer el medio a través del medio mismo, implica un plus, formar sus habilidades para que una vez que ingrese a facultad ya tenga una experiencia en el trabajo en línea”, agregó la subdirectora académica.

Para la materia de Filosofía sería diseñado un programa especial a los estudiantes.

Sin embargo, los programas de estudio de primer semestre requerían adecuaciones y los cursos propedéuticos un rediseño.

Se había pensado en el seguimiento de los programas por un equipo disciplinario interpreparatorias con la participación de los mejores maestros de cada una de las disciplinas. Los maestros que darían las materias que iniciarían en agosto de 2006 tomarían los cursos de formación, entre ellos de actualización y desarrollo de programas a través de la plataforma.

Uno de los programas prioritarios que requería reforzamiento era la elaboración de material didáctico multimedia elaborado por maestros de preparatoria. Hasta entonces se había trabajado en Química, Matemáticas, Biología y Física.

La razón por la que no se pudo avanzar en las demás materias fue que casi los mismos maestros involucrados eran requeridos en el trabajo de certificación de sus preparatorias.

“El material didáctico, para que cumpla su función, requiere de asesorías en diseño instruccional y en el modelo pedagógico constructivista centrado en el aprendizaje, debe cumplir no sólo con el dominio del contenido, sino además que conduzca al muchacho a aprender a aprender, de modo que la interactividad es muy importante.”

CERTIFICACIÓN

En marzo de 2006 se esperaba que todas las preparatorias obtuvieran su certificación ISO 9001:2000. En el transcurso del trabajo el número de procedimientos a certificar era considerable, el promedio era de cuarenta.

A las que habían sido certificadas se les entregó una constancia de recomendación a la certificación, ellas fueron la 1, 2, 4, 7, 8, 12, 16, 23, el Centro de Investigación y Desarrollo de Educación Bilingüe (CIDEB), Pablo Livas y Álvaro Obregón.

El entonces rector José Antonio González Treviño explicó que la reforma iba encaminada a mejorar el proceso enseñanza-aprendizaje a fin de lograr que la mayor cantidad de estudiantes terminaran preparatoria en el tiempo estimado.

“En primera instancia debemos lograr que la reforma en el nivel medio superior sume a todos los que conforman la comunidad en su interior logrando la participación de la mayor cantidad de profesores y directores. Debemos lograr que todos se sumen al trabajo que implica la reforma a este nivel en que tenemos más de 50 mil estudiantes, el más grande del estado.”

LIBRO DE ARTES Y HUMANIDADES

El libro presentado fue elaborado por investigadores de la Máxima Casa de Estudios, todos ellos miembros del Sistema Nacional de Investigadores.

“Al final resultó un libro muy didáctico, con un muy buen nivel de contenido, pensamos que va a atraer la atención de los estudiantes respecto a lo que se hace de investigación en la Universidad, en México y en el mundo”, dijo la maestra Leal Lozano.

“Es un libro que acerca a los muchachos con la ciencia, el anterior los vacunaba; ahora, además, promovemos la lectura comprensiva de los estudiantes sobre todo en aspectos de la ciencia. El libro también nos remite a bibliografía de artículos científicos, a revistas e incluso a páginas electrónicas donde pueden complementar la información."

Herramientas personales