Celebran Centenario de don Juan Manuel Elizondo

De WikiNoticias UANL

10 de marzo de 2010

Trabajadores universitarios y amigos rinden emotivo homenaje en el Centenario de su natalicio. Recuerdan a don Juan Manuel Elizondo el idealista, humanista, luchador social, líder sindical y al hombre con un profundo compromiso universitario.

Reunidos para recordar a su maestro y amigo autoridades académicas y sindicales de la UANL organizaron el homenaje “Juan Manuel Elizondo. Centenario de su Natalicio 1910-2010”, celebrado el 8 de marzo en el Colegio Civil Centro Cultural Universitario.

El programa incluía recordar a don Juan Manuel desde una breve semblanza de su vida, su faceta como universitario y la lucha sindical a través de diferentes ponencias. Además participó el grupo folklórico Tayer y la cantante Marilú Treviño.

El doctor Jesús Ancer Rodríguez, Rector de la UANL, anunció que dentro de los homenajes a Elizondo la universidad ha encomendado al escultor Cuauhtémoc Zamudio la elaboración de una escultura en memoria de los jóvenes promotores de la fundación de la universidad en representación del estudiantado neoleonés: Raúl Rangel Frías, José Alvarado y Juan Manuel Elizondo.

Dicha escultura, comentó, se inauguraría el próximo mes de septiembre dentro de los festejos del Aniversario 77 de la UANL y estaría ubicada en la plaza central del Colegio Civil Centro Cultural Universitario. Además se está preparando la publicación del libro “Memorias Improvisadas”.

“Hablar de don Juan Manuel es hablar de valores, de lucha por la justicia, y de igualdad. Él abrazó los intereses de otros”, dijo el Rector de la UANL.

Por su parte Jesús de la Paz Siller, secretario general del Sindicato de Trabajadores de la UANL, mencionó que el homenaje a Elizondo es una gran oportunidad para un grupo de amigos que reconocen su humanismo y siguen aprendiendo de él.

Siller agradeció a la Universidad que en las próximas semanas se publique el libro “Juan Manuel Elizondo: Hombre de todos los tiempos”, al cuidado del maestro Guadalupe Martínez Lozano y en el cual se abordará el pensamiento y obra del maestro Elizondo.

En su turno para hablar de don Juan Manuel, el investigador Héctor Franco Sáenz entregó a la familia del homenajeado importantes textos y fotografías de distintas épocas de su vida.

En una de ellas, mostró Franco Sáenz, le escribe José Alvarado a Elizondo y la firma un 11 de marzo de 1933 (poco antes de la fundación de la Universidad del Norte). En ella, según Franco, Alvarado y Rangel Frías delegan el seguimiento y conformación de la universidad a Elizondo.

El ilustre universitario nació poco después de la Revolución y creció dentro de la educación laica, fue de espíritu independiente y reflexivo. Llegó a Monterrey a los nueve años. Su personalidad se caracterizó por una visión amplia y profunda de las cosas. En sus memorias explica que recién llegado a Colegio Civil entabla una amistad con José Alvarado Santos, quien también fue su vecino y lo indujo a los libros.

“Empezó a tomar conciencia de lo que sucedía a su alrededor, se reúne con los otros jóvenes del Grupo Alfonso Reyes. Crean periódicos, dirigen mítines, participan en congresos. Para ellos el vasconcelismo fue una escuela. Eso les sirvió para relacionarse con los de aquí y los de allá”, dijo Franco y agregó que la contemporaneidad del pensamiento de don Juan Manuel fue uno de sus distintivos.

“Desde temprano hizo reflexiones del mundo y fue un hombre de ideas, universitario por vocación, asistía a cursos y era un lector voraz”. Y es que Elizondo fue periodista, investigador, senador, diputado, líder sindical.

Finalmente Rolando Guzmán, fundador del STUANL, habló de la faceta sindicalista de Elizondo. En su ponencia planteó que su lucha fue por vencer la reacción que lo relegaba sólo al plano de intelectual pues más allá de su aprendizaje estaba el luchador incansable.

“Sufrimos con él los embates de los que estaban en su contra, algunos de ellos muy poderosos. Pero él siempre predicó con el ejemplo.”

Herramientas personales