70 por ciento del magisterio ha sido testigo de violencia familiar

De WikiNoticias UANL

18 de noviembre de 2009

Estudio diagnóstico realizado por la Universidad Autónoma de Nuevo León reveló que el 70 por ciento de los maestros de nivel básico han sido testigos de la violencia familiar y más del cuatro por ciento conoce casos de alumnos que han intentado suicidarse.

La noche del 17 de noviembre fue presentado el libro Diagnóstico situacional sobre violencia, equidad y género en Nuevo León: un perfil psicosocial desde la perspectiva magisterial.

Esta publicación es obra de la investigadora Patricia Cerda Pérez que fue quien coordinó esta labor de inmiscuirse a fondo en esta tripleta de temas.

En ésta se muestran cifras que retratan la situación en estos tres apartados. Por ejemplo, el 70 por ciento de los maestros han sido testigos de la violencia familiar. Otro dato es que el 4.4 por ciento de los maestros de la educación básica en el Estado han conocido de casos de alumnos que han intentado suicidarse.

Ante media centena de asistentes en el auditorio de la Biblioteca Universitaria Raúl Rangel Frías, la profesora de la Facultad de Ciencias de la Comunicación compartió comentarios con autoridades universitarias y de orden estatal.

Cerda estuvo acompañada en el presidium con Roberto Silva Corpus, director de la Facultad de Ciencias de la Comunicación, y Celso Garza, director de Publicaciones de la UANL, e Irma Adriana Garza Villarreal, subsecretaría de Educación Básica de la SE estatal.

La obra aborda desde siete ejes la temática alrededor de la violencia y las disparidades en el trato en base al género, todo esto en el ámbito escolar.

“Este diagnóstico nos lleva al terreno del análisis y las reflexiones para trabajar desde nuestros respectivos campos en la construcción de una sociedad más igualitaria”, afirmó la investigadora de la UANL.

El director de la FCC afirmó que esta obra resume en gran parte la postura de quienes creen que la educación es el agente transformador en la sociedad.

Una de las propuestas que se plantean en el libro es que los maestros tengan voz y voto en casos de violencia intrafamiliar para que encuentren en éstos a alguien en quien apoyarse.

Irma Adriana Garza Villarreal expresó que la misión del magisterio tras la presentación de este diagnóstico de la violencia y la equidad de género en la educación nuevoleonesa es asegurarse que la violencia no siga cundiendo en los hogares del estado.

Norma Carolina Rodríguez admitió su preocupación por cómo se acepta que la violencia forme parte de la vida cotidiana.

La investigadora Cerda Pérez adelantó que tras esta investigación, ya preparan una guía para los maestros en la que se siguen pasos para coadyuvar a los alumnos que viven episodios de violencia y de inequidad de género en su ambiente.

El libro editado bajo el sello de la UANL fue puesto a la venta.

Herramientas personales